¿Qué son los ovarios poliquísticos?

El síndrome de ovario poliquístico (SOP) es una condición compleja en la que los ovarios de una mujer son generalmente más grandes de lo promedio.

La palabra “Poliquístico” significa que los ovarios tienen muchos quistes o folículos que rara vez crecen hasta su vencimiento o producen óvulos que puedan ser fertilizados. Hasta un tercio de las mujeres pueden tener ovarios poliquísticos que pueden ser vistos y diagnosticados en una simple ecografía.

El SOP es relativamente común, especialmente en mujeres infértiles. Afecta a entre 12 y 18 por ciento de las mujeres en edad reproductiva (entre finales de la adolescencia y la menopausia). Casi el 70 por ciento de estos casos permanecen sin ser diagnosticados, por falta de chequeo regular con un médico profesional en el área.

¿Cuáles son los síntomas del ovario poliquístico?

Los síntomas que una mujer puede presentar por causa del SOP son los nombrados siguientes:

  • Los ciclos menstruales son irregulares, la menstruación puede ser menos o más frecuente debido a la ovulación.
  • Amenorrea (ausencia de períodos menstruales), algunas mujeres con SOP no menstrúan, en algunos casos por muchos años.
  • Crecimiento excesivo de vello y acné, posiblemente debido al aumento de testosterona.
  • Pérdida de cabello.
  • Reducción de la fertilidad, es decir, dificultad para quedar embarazada, esto está relacionado con la ovulación menos frecuente o ausente.
  • Cambios de humor muy seguidos, incluyendo ansiedad y depresión.

¿Cuáles son las causas de los ovarios poliquísticos?

Se preguntarán el por qué y la causa por la cual las mujeres sufren de este síndrome, ya que estoy segura de que es algo por lo que ninguna quisiera pasar y sufrir.

El SOP es una condición hormonal que implica altos niveles de insulina, hormonas masculinas conocidas como andrógenos, o ambos. La causa de este síndrome no está muy clara. En algunos casos, el SOP es algo genético, mientras que para otras mujeres, la condición sólo se produce cuando tienen sobrepeso.

Para evitar que nos ocurra esto en un futuro, y no solo eso, también otros tipos de problemas de salud, debemos mantener una vida sana y saludable, y se sabe que lo más indicado es comer sano, hacer ejercicio, dormir bien y evitar un poco el estrés.

El SOP se asocia con riesgos para la salud a largo plazo. Investigaciones muestran que el ovario poliquístico está relacionado con la resistencia a la insulina y el desarrollo de la diabetes, especialmente si las mujeres tienen sobrepeso, así que, ¡A cuidarse!

¿Qué hacer en sospecha de tener ovarios poliquísticos?

Si en un caso severo sientes uno de los síntomas nombrados anteriormente, deberás de consultar con tu médico, realizarte un examen que incluya ultrasonido en la zona pélvica, y por último, hacerte pruebas para medir los niveles de insulina en la sangre.

El diagnóstico temprano es muy importante, ya que puede permitir que los síntomas sean gestionados y se pueda prevenir el desarrollo de problemas de salud a largo plazo, tales como la diabetes. De todas maneras, lo más importante es obtener la ayuda de tu médico de cabecera y con tu ginecólogo (especialmente para problemas de fertilidad) y de un endocrinólogo (para problemas hormonales).

¿Qué hacer en caso de tener ovarios poliquísticos?

Si te has realizado algunos de estos métodos de diagnóstico y salen positivos, dependiendo de los problemas, la gestión del SOP puede incluir modificaciones de estilo de vida, como la reducción de peso y el tratamiento con hormonas o medicamentos.

Recientes investigaciones han demostrado que incluso la pérdida del 5% a 10% de peso en personas con sobrepeso puede restaurar la producción normal de hormonas, ayudan a regular los períodos y mejoran la fertilidad.

Es importante que un enfoque multidisciplinario se pueda utilizar para controlar y tratar el SOP. Necesitarás la ayuda de tu médico de cabecera, repito de nuevo.

También puede ser canalizado con especialistas, incluyendo un endocrinólogo (especialista en hormonas) y un ginecólogo como te dije anteriormente, así como un nutricionista y, posiblemente, un psicólogo, por el simple hecho de que a veces se necesita un apoyo profesional para superar complicaciones.

Si sólo uno o dos síntomas del SOP son tratados a corto plazo, cualquier mujer puede no tener problemas clínicos a largo plazo.

Conclusiones y Tratamientos

El Sindrome del ovario poliquístico es una condición que se debe gestionar a largo plazo.

Para todas las mujeres con SOP, es importante aliviar los síntomas para reducir el riesgo de diabetes, previniendo el aumento de peso a través de un estilo de vida saludable, o perdiendo grasa corporal si ya de por sí se tiene sobrepeso.

Algunos de los tratamientos para contrarrestar el SOP son:

  • La píldora anticonceptiva oral. Si estás sufriendo de menstruaciones abundantes o irregulares, la píldora anticonceptiva oral a menudo se prescribe para la anticoncepción, para regular el ciclo, reducir el hirsutismo (exceso de vello) y el acné, y para evitar que el revestimiento del útero sea de engrosamiento excesivo
  • Medicamentos para bloquear las hormonas tales como la testosterona. Estos pueden ser utilizados para reducir el crecimiento del pelo en exceso o la pérdida de pelo del cuero cabelludo.
  • Medicamentos de infertilidad. Si la infertilidad es un problema, nitrato de clomifeno o metformina pueden tomarse por vía oral para provocar la ovulación
  • Asesoramiento psicológico.
  • Tu médico y especialistas podrán asesorarte sobre el SOP con lo mejor que se adapte para ti el tratamiento a tú cuerpo.
2 Comentarios

Responder a Guiselle. Quirós. Calvo Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *