Causas del dolor de ovarios

Las causas del dolor de ovarios pueden ser varias, ya que es una situación que se forma debido a condiciones diferentes, donde se ve afectada la zona alrededor de los ovarios, la cual a su vez afecta a la parte inferior del abdomen (por debajo del ombligo).

El dolor en los ovarios puede ser de nivel agudo o crónico. El dolor agudo ocurre rápidamente (más de unos pocos minutos o días) y desaparece en un corto período de tiempo. El dolor crónico generalmente comienza de manera más gradual y dura varios meses. Estos dolores pueden ir y venir, pero nunca se les puede ignorar su presencia, ya que puede significar muchas cosas, desde quistes, tumores, el síndrome de ovarios poliquísticos, entre otros.

Hay muchas causas que pueden proporcionar dicho dolor de ovarios, sin embargo, hay que estar atentos ya que los ovarios se encuentran en la región pélvica, por lo que también puede ocurrir que el dolor venga de otros órganos cercanos de la zona, como los intestinos. Por ejemplo, el estreñimiento es muy común y puede afectar toda esa zona baja del abdomen de una mujer, por lo que se puede confundir fácilmente.

De todas maneras te mencionaremos algunas características de las posibles causas del dolor en los ovarios que pueden afectar a una mujer.

¿Por qué duelen los ovarios a causa de los quistes?
Pues, un quiste ovárico es una estructura llena de líquido. A menudo se pueden mejorar con un buen tratamiento dictado por un médico profesional en esta área, sin embargo, algunas otras veces se requiere de cirugía.

Otra causa de los quistes es la endometriosis, que es cuando el revestimiento del útero se abre paso a otras áreas de la pelvis. Cuando se tienen períodos irregulares, se lleva a la acumulación de la sangre, que hace que se forme inflamación y cicatrices en los ovarios.

El Síndrome del intestino irritable es una de las otras causas más comunes de dolor crónico pélvico, y no solo puede presentarse con dolor, ya que podría estar asociado con la alteración de la función intestinal, como la diarrea o el estreñimiento. Si el dolor persiste, debes ver a tu médico para descartar las causas más graves. Así mismo, si tienes cualquier sangrado inesperado (ya sea por la vagina o los intestinos), entonces consulta a tu médico lo más rápido posible.

Enfermedad inflamatoria pélvica (EIP)
Otras de las causas no muy comunes del dolor de ovarios, pero sí muy preocupantes, es la enfermedad inflamatoria pélvica (EIP) la cual es una infección del tracto genital superior femenino, donde está incluido el útero, las trompas de falopio y, por supuesto, los ovarios.

La EIP es una infección no muy común ya que no se tienen muy claros sus síntomas. La EPI puede ser difícil de reconocer si los síntomas son leves. La mayoría de las mujeres tienen síntomas leves que pueden incluir uno o más de los siguientes:

  1. Dolor en la pelvis o parte baja del abdomen (barriga)
  2. Molestia o dolor durante las relaciones sexuales que se siente muy dentro de la pelvis
  3. Dolor al orinar
  4. Sangrado entre períodos y después del sexo
  5. Menstruaciones abundantes o dolorosas
  6. Flujo vaginal inusual, especialmente si es de un color amarillento o verdoso

Muchos diferentes tipos de bacterias pueden causar la EIP. En aproximadamente uno de cada cuatro casos, es causada por una infección de transmisión sexual (ITS) como la clamidia o la gonorrea. En muchos otros casos, es causada por bacterias que normalmente viven en la vagina.

El primer paso después de aclarar tus síntomas exactos, será hacerte un examen y probablemente una ecografía para descartar un quiste de ovario o un tumor. Si el dolor persiste, se debe hacer referencia ya sea a un gastroenterólogo (especialista del intestino) o ginecólogo.

Es importante visitar a tu médico de cabecera o una clínica de salud sexual si experimentas cualquiera de las causas antes mencionadas. Si tienes dolor severo agudo o crónico, cual sea de los dos dolores, se debe buscar atención médica urgentemente.

¿Cómo determinar qué causa el dolor de ovarios?
A veces, la única manera de llegar al fondo del problema y uno de los mejores exámenes para realizarse, es una laparoscopia, la cual trata de mirar a través del abdomen.

Esto se lleva a cabo bajo anestesia general como un procedimiento ambulatorio. Además de un examen físico, y control de los síntomas reportados, pruebas de diagnóstico, tales como ultrasonido y otros tipos de imágenes, puede ayudar a identificar las causas del dolor de ovario.

Un Comentario

Responder a Maria de los angeles Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *